¿Cómo se realizan los pactos de socios en las startups?

¿Cómo se realizan los pactos de socios en las startups?

¿Cómo se realizan los pactos de socios en las startups?

Es muy común que al establecer una startup se efectúen relaciones con amigos, familiares y buenos compañeros, debido a la amistad y confianza, sin fijar las obligaciones de cada uno y los deberes que se adjudican con la corporación.

Sin embargo, puede ocurrir que con el paso del tiempo surjan problemas que se lograrían evitar con la firma y acuerdo de un pacto de socios. Te explicaremos mejor de qué trata el pacto de socios start up y bajo qué regulaciones deben realizarse.

¿Qué es un pacto de socios de startups?

Un pacto de socios es un escrito que se aprueba y firma por todos o gran parte de los socios de una compañía, para regularizar aspectos internos del trabajo y funcionamiento de la misma. Estableciendo los lineamientos que se debe seguir en determinados casos como la salida o renuncia de un socio, la entrada de inversionistas o la venta de la compañía.

Se llaman también pactos parasociales, porque se construyen al margen de los reglamentos de la sociedad, para sistematizar aspectos más precisos del funcionamiento. Esto no pretende asumir que los pactos de socios no sean necesarios, lo son para los individuos que lo han firmado.

¿Qué se puede reglamentar en un pacto de socios?

El propósito del pacto de socios tiene como principal objetivo evitar inconvenientes en el futuro que detengan el funcionamiento correcto de la sociedad. Por ejemplo, visualiza si un inversor quiere pertenecer a la sociedad/compañía y una pequeña parte de los socios lo impide; o bien si un accionista fundador se quiere ir y su presencia es esencial para la compañía.

Los acuerdos que se incluyen normalmente en los pactos entre accionistas son los siguientes:

  • Se pueden establecer acuerdos de cara a las votaciones para evitar que existan bloqueos en la toma de decisiones en la Junta de Accionistas o en el Consejo de Administración.

  • Las funciones de cada socio y remuneración. Desde el principio debe dejar claro qué va a hacer cada accionista y cómo se le va a remunerar, para que no quede ninguna duda en el futuro.

  • Mantener su compromiso y permanencia. Es otro pacto característico para impedir que los accionistas fundadores abandonen la compañía y vendan sus acciones a terceras personas.

  • Resguardar los secretos y determinados aspectos de la compañía que de salir a la luz afectarían su actividad. Por ejemplo, datos referentes a un producto o servicio especial e innovador que desconoce la competencia.

  • Multas por incumplimiento. En conjunto con las obligaciones, se establecen una serie de sanciones que tendrá que pagar el socio que no cumpla con el pacto de socios que se ha firmado.

  • La entrada de nuevos socios. Este es uno de los puntos más importantes a reglamentar porque en las startups puede aparecer un momento en el que aparezca un inversor que quiera pertenecer y aportar al capital de la compañía, a cambio de beneficiarse con cierto poder de decisión. La normativa de la entrada de nuevos socios permite instaurar las condiciones en que se va a originar la compra de acciones por el nuevo inversor y lo que trae como consecuencias.

    Por eso la importancia del pacto de socios, se trata de que la compañía a fundar tenga una continuidad y no se paralice por no tener previstas diferentes situaciones usuales en la trayectoria de las compañías.

control